¿Te gusta bocatas?

domingo, junio 17, 2007

Caridad

Faustino era un niño de doce años que desde muy pequeño tuvo que aprender a buscarse la vida solo. Sus padres no podían mantenerle y se vieron obligados a darlo en acogida, junto con su hermanita, a uno de los orfelinatos de Ciudad de Mexico. Allí aprendió la caridad. Sus compañeros de instituto, aprovechándose de la ingenuidad de su hermana, a menudo le quitaban la comida. Y él, que se sentía el hermano mayor, se privaba de su ración para dársela a ella. Se quedó en los huesos, perdió la vista casi del todo y sufrió deformaciones en todo el cuerpo. Al final su corazón no aguantó el peso de esas privaciones. una noche, de repente, tuvo una crisis cardiaca y murió a la mañana siguiente en el hospital en los brazos de su madre, que había ido a verle. "Un martir de la caridad".

No hay comentarios: